¿Te duele la cabeza?

¿TE DUELE LA CABEZA?

 

El dolor de cabeza es de esos malestares que nos impiden disfrutar de la vida al máximo. Se han realizado muchos estudios que han demostrado que el dolor de cabeza, en la mayoría de ocasiones, es debido a malos hábitos que estamos adoptando. En el artículo de hoy os expondré los malos hábitos que pueden ocasionar fuertes dolores de cabeza, así pues, si quieres que desaparezcan estos dolores lo primero que tienes que hacer es eliminar de tu rutina diaria los hábitos que expondré a continuación.

– Beber alcohol:

Todos sabemos que no hay atajo más directo para experimentar un buen dolor de cabeza que abusar con las bebidas alcohólicas. Pero incluso acudir a este tipo de bebidas antes de acostarnos -por más moderados que seamos- también puede desatar este malestar.

– Tomar mucha cafeína:

La cafeína es bien conocida por sus poderosos efectos deshidratantes. Y la deshidratación es la mejor amiga del dolor de cabeza. Por tanto, no te pases de la raya con el café o el té. Y, si andas pensando en dejarlo, recuerda hacerlo de modo gradual, eliminarlo de sopetón también puede provocarte dolor.

– Descansar poco:

Es normal tener dolor de cabeza cuando no duermes las horas necesarias. Así pues, siempre que puedas, intenta dormir 8 horas todas las noches, te sentirás mucho más vital y los dolores de cabeza no tendrán más remedio que marcharse.

– Saltarse comidas:

Tu apretada agenda no es motivo suficiente para dejar de hacer las cuatro comidas diarias. ¡Esta puede ser la causa de tus dolores de cabeza! Es importante guardarte un tiempo para nutrir tu cuerpo.

– Acudir a los alimentos equivocados:

Ya se ha demostrado que ciertos componentes químicos como el aspartamo, el glutamato monosódico, la tiramina y los nitratos favorecen la aparición de dolores de cabeza. Así que es hora de que les prestes más atención a las tablas nutricionales de los alimentos que introduces en tu carro. Ten presente que estos químicos perjudiciales suelen encontrarse en los endulzantes artificiales, las comidas congeladas, la salsa de soja, así como en algunos quesos y embutidos.

– Estresarse:

El estrés se encuentra en la lista de las posibles causas de muchas dolencias y enfermedades, y el dolor de cabeza no es la excepción. Por consiguiente, si quieres vivir sin estrés (y sin todas las aflicciones que este genera) deberás acudir a aliados como el yoga u otros tipos de actividad física.

– Andar con una mala postura:

¿Cómo tienes ahora la espalda? ¡Seguro que encorvada! Pues tienes que evitar esta postura, ya que no solo incrementa la tensión sobre tu cuello, tus hombros y tu cabeza, sino que también mina tu autoestima, según lo han demostrado estudios recientes (Nair, Sagar, Sollers, Consedine y Broadbent, 2015*).

 

*Nair, S., Sagar, M., Sollers, J., Consedine, N. y Broadbent, E. (2015). Do slumped and upright postures affect stress responses? A randomized trial. Health Psychology, Vol 34(6), 632-641.

 

 

Cristina Bernabé

Psicóloga Deportiva

Deja una respuesta

X